La regeneración de una zona urbana requiere de un esfuerzo colectivo


Un acto organizado por La Voz de Córdoba concluye que las administraciones requieren de la colaboración del sector privado

Regeneración
Participantes en el ciclo 'Excelencia empresarial en los servicios públicos'. /Foto: Jesús Caparrós

La Administración, ya sea autonómica o local, no puede acometer en solitario la regeneración de una zona urbana y para ello requiere de la participación del sector privado. Ésta ha sido una de las conclusiones alcanzadas en el transcurso del desayuno coloquio ‘La colaboración público privada en la rehabilitación y recuperación de áreas residenciales’ celebrado ayer en el hotel Hospes Palacio del Bailío organizado por La Voz de Córdoba dentro del ciclo ‘Excelencia empresarial en los servicios públicos’. 

regeneración
Salvador Fuentes. /Foto: Jesús Caparrós

Sobre este asunto han ofrecido sus opiniones el arquitecto Luis García de Viguera; el secretario general de Construcor, Francisco Carmona, y el presidente de Vimcorsa y de la Gerencia de Urbanismo, Salvador Fuentes, quienes han coincidido en la necesidad de aunar esfuerzos a la hora de acometer actuaciones de este calado, cuyo éxito no depende de la cantidad invertida sino de otros factores.

regeneración
Luis García de Viguera. /Foto: Jesús Caparrós

En este debate, moderado por el periodista Francisco J. Bocero, García de Viguera lo ha sintetizado en que si se quiere que funcione la regeneración de una zona urbana hay que actuar en el espacio físico con la mejora de las infraestructuras y de las dotaciones. Además, como la regeneración está justificada por la degradación del barrio, «hay que evitar guetos y dar seguridad y confortabilidad». Para ello, hay que estimular el «fomento y el desarrollo de actividades sociales». Por último, este arquitecto señala como imprescindible que la regeneración vaya acompañada de la dotación de un motor económico para el barrio «para que funcione» y como ejemplo ha puesto el caso de Bilbao con la regeneración de los terrenos portuarios.

regeneración
Francisco Carmona. /Foto: Jesús Caparrós

Francisco Carmona, por su parte, ha apuntado a que la regeneración es una necesidad de nuestro tiempo, debido a que «el legislador no se cansa de decir que el modelo de expansión está en crisis, que hay que volver hacia adentro», en clara alusión a la recuperación de barrios degradados a los que insuflar un nuevo vecindario en vez de ganar terreno a la periferia.

Fuentes ha dejado claro desde un primer momento que es partidario de la colaboración público privada, y más en Córdoba donde «hay magníficas empresas que pueden asumir el desafío de cualquier obra». Con esta premisa, ha añadido que una de las responsabilidades de las administraciones es «dar las condiciones óptimas para que los empresarios puedan aprovechar la oportunidad».

regeneración
Francisco J. Bocero. /Foto: Jesús Caparrós

Las administraciones, según el presidente de Vimcorsa, no pueden perder de vista que «la iniciativa privada no se concibe sin rentabilidad», por lo que hay que crear las condiciones propicias, entre las que no hay que olvidar las normativas urbanísticas. Fuentes ha señalado que uno de los lastres que tiene que ciudad de Córdoba es el Plan Especial de Protección del Casco Histórico, por lo que se ha mostrado partidario de flexibilizarlo.

En la misma línea se ha pronunciado Francisco Carmona, quien también ha alertado de que en este tipo de intervenciones no hay que perder de vista la evolución de la sociedad, ya que estamos en un momento de «baja natalidad y elevada esperanza de vida», lo que tiene una incidencia directa en el mercado inmobiliario.

Este ciclo está patrocinado por el Grupo Rosmarino, Grupo Jamsa y Vimcorsa, con la colaboración de Construcor, Asaja Córdoba, Asfaco, Fundación Sebastián Almagro y la Fundación CIAC.