En la provincia «se puede sentir la desazón» de los olivareros, según Vox


Alejandro Hernández ha visitado asociaciones de agricultores y cooperativas olivareras en Córdoba para conocer cuál es la situación del sector

Visita de Alejandro Hernández a una cooperativa./Foto: Vox
Visita de Alejandro Hernández a una cooperativa./Foto: Vox
Reunión de Alejandro Hernández con representantes del sector./Foto: Vox

Alejandro Hernández, diputado de Vox por Córdoba en el Parlamento de Andalucía y presidente del Comité Provincial ha visitado esta semana diversas empresas productoras e industriales agrícolas y ganaderas donde ha podido conocer la preocupación del sector “entre otras cuestiones por el elevado coste de los precios que encarecen los costes de producción”.

Hernández ha visitado junto a los equipos de zona, la cooperativa olivarera Germán Baena, tras reunirse con la asociación de agricultores de Baena y Albendín quienes les han trasladado “el problema que supone para el olivar el incremento de los costes de producción y las dificultades para encontrar mano de obra cualificada. Nuestros agricultores no pueden asumir la subida de precios, más aún cuando no se está poniendo en valor nuestros productos”.

“En cada rincón de la provincia de Córdoba se puede sentir la desazón de nuestros olivareros y agricultores con la nueva PAC, un sector completamente desatendido que no tiene el respaldo administrativo de la Consejería de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Junta de Andalucía. La dejadez de la Consejería ante los constantes ataques de las políticas de Sánchez hacen que hoy, nuestros agricultores, nuestros productores olivareros se sientan olvidados e indefensos”, ha explicado el diputado cordobés en el Parlamento andaluz.

Por último, Hernández ha recordado que “desde el Grupo Parlamentario de Vox en Andalucía venimos denunciando la inacción del Gobierno de la Junta con nuestros olivareros y agricultores. La defensa de nuestros productos, de nuestro sector primario, tan importante para la economía de nuestra región, no está siendo la línea de la Consejería de Agricultura de la Junta, no está defendiendo a un sector que está siendo constantemente atacado. Nuestros agricultores se sienten abandonados ante la sublevación del Gobierno de Juanma Moreno a la Agenda 2030 y a las políticas progres que imponen desde el Gobierno de Sánchez, que tanto les afectan. Desde Vox exigimos que la Consejería de Agricultura asuma de una vez por todas las múltiples competencias que tiene y las ponga en práctica correctamente para ayudar a un sector que agoniza y que es uno de los principales motores económicos de nuestra región”.